IMPRESIONAR YA DESDE EL ENVOLTORIO

Si en una feria o evento distribuyes artículos promocionales como bolígrafos o blocs con tu logotipo, a menudo desaparecen en los bolsillos de los asistentes. Si imprimes bolsas de papel personalizadas para empaquetar tus artículos promocionales, podrás completar muy bien tu estrategia de marketing. Así, tu empresa y tú no solo permaneceréis en la memoria de la persona obsequiada, sino que además atraeréis la atención de los visitantes de todo el evento. Clientes y asistentes llevan de paseo tu anuncio y no solo como envase para obsequios promocionales, sino además como refinado envoltorio para compras. Con las bolsas de papel pones bien en escena tus productos de alta calidad como perfumes, joyas, cosméticos y accesorios.

IMPRIMIR BOLSAS DE PAPEL PERSONALIZADAS EN FORMATO ADECUADO

Antes de mandar imprimir tus bolsas de papel, deberás pensar qué artículos y mercancías van a contener. Si deseas presentar objetos en formato A4 como blocs, revistas y carpetas, te recomendamos las bolsas de papel de medidas 23 x 34 cm. Las carpetas para hojas de papel de tamaño A4 no caben dentro, por lo tanto te recomendamos las variantes más grandes de 35 x 42 cm o de 40,8 x 35,5 cm. Estos ejemplares también son buenas opciones para prendas de una tienda de moda. Si deseas empaquetar solo pequeños objetos como bolígrafos, cuadernos de notas A5, joyeros, frascos o estuches de gafas, son suficientes las bolsas de papel de 21 x 21 cm. Para embalar una botella normal puedes utilizar nuestras bolsas de papel de 10,2 x 36 cm que también son ideales para tu tienda de vinos o gourmet.

TAMBIÉN LAS BOLSAS DE PAPEL SON ESTABLES

Gracias a la inclusión de cartón de refuerzo en zonas que sufren una mayor carga como el fondo o el borde superior, las bolsas de papel de estraza de 170 g/m², además de plegables, son estables y aptas también para botellas o catálogos grandes. Las bolsas de papel personalizadas no solo son excelentes para interiores, sino que con su cara exterior celofán mate o brillo son impermeables y no se estropean de inmediato ante el mal tiempo. Las asas de cuerda permiten llevarlas cómodamente y son muy duraderas.